RSS

Archivo de la categoría: Seguro Responsabilidad Civil

RESPONSABILIDAD DE LAS EMPRESAS DE SEGURIDAD ANTE UN ROBO

RESPONSABILIDAD DE LAS EMPRESAS DE SEGURIDAD ANTE UN ROBOComo medida de prevención ante los robos, son muchas las empresas y pequeños negocios que recurren a la seguridad privada para la vigilancia de sus bienes, equipos e instalaciones, tanto es así que los vigilantes privados ya se convirtieron en el año 2015 en la fuerza de seguridad más numerosa de España, superando por primera vez en número de efectivos a la Guardia Civil. Es incuestionable el efecto disuasorio que ejerce la vigilancia privada ante los delincuentes, que suelen preferir un lugar para actuar que no cuente con ella, pero es imposible garantizar al 100% que no se vayan a producir robos, hurtos o actos vandálicos, por el hecho de contar con un servicio de Seguridad Privada. Entonces, en el caso de que esto ocurra ¿Quién tiene que responder?

Los vigilantes de seguridad (subordinados de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad) no sólo están obligados a ejercer la vigilancia, sino a evitar la comisión de delitos relacionados con la propiedad que se encuentran protegiendo. Están preparados para saber como actuar frente a robos y siguen protocolos claros y pautas de actuación preestablecidas, con el único fin de evitar daños tanto personales como materiales. Su formación incluye conocimientos sobre actuación frente al delincuente, el uso de la defensa y de métodos de intervención con el fin de proteger la propiedad y poner a los delincuentes a disposición de las fuerzas de seguridad del Estado. Pero todo ello no excluye la posibilidad de que se cometa un robo, y en ese caso, siempre que el vigilante hubiese ejercido correctamente su labor mientras éste fuera perpetrado, no se le podría acusar de ser responsable de que ese delito se haya cometido. Todo lo contrario ocurriría si el vigilante encargado de la protección no estuviera en su puesto o hubiera cometido alguna negligencia (como por ejemplo quedarse dormido) y por tanto, no hubiera actuado correctamente. En este caso la responsabilidad recaería sobre la Empresa de Seguridad.

Situémonos ahora en el escenario de que el robo fuese ocasionado por el mal funcionamiento de un sistema de seguridad como por ejemplo una alarma, un detector de presencia, etc. ¿Existe Responsabilidad civil por un mal servicio en este caso?. Nos encontramos ante un contrato de prestación o arrendamiento de servicios, donde la empresa de seguridad, compromete medios, no resultados, y la parte contratante asume unos deberes, como son ocuparse de que los dispositivos sean conectados y estén en correcto orden de funcionamiento, comunicar cualquier incidencia para que sea resuelta inmediatamente y atender todos los avisos emitidos por la CRA para su verificación. Es por ello que si durante un hurto se produce una defectuosa o nula prestación del servicio del sistema de seguridad, existe un incumplimiento contractual del que será responsable la empresa de seguridad, siempre que el perjudicado pueda probar este mal funcionamiento.

Si tienes pensado contratar una empresa de seguridad privada para vigilar tu empresa o negocio, comprueba previamente que sea fiable, eficaz, que ofrezca garantías y que posea una póliza de responsabilidad contractual y extracontractual para que una aseguradora responda por robos de elementos de zonas comunes o privadas, o que disponga de un Seguro de Responsabilidad Civil adecuado por si ocurre algún hecho parecido, en el que se les puede reclamar responsabilidades. Lee detenidamente el contrato para que no haya lugar a dudas si el servicio se prestará con Vigilante de Seguridad, Controlador de Accesos o Auxiliar de Servicios, las funciones son distintas, en consecuencia los precios y responsabilidades lo serán también.

En el caso de que estés pensando contratar un Seguro de Empresa, recuerda que las primas de éste pueden verse rebajadas de forma notable si cuentas con vigilantes de seguridad privada o dispositivos de seguridad electrónica.

 

Fuentes: boe.es, enerproseguridad.com y elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , , ,

LA RETIRADA DE PRODUCTOS: UN RIESGO PARA LAS EMPRESAS

LA RETIRADA DE PRODUCTOS: UN RIESGO PARA LAS EMPRESASUn reciente informe publicado por Allianz Global Corporate and Speciality (AGCS) ha generado gran preocupación entre los empresarios: la retirada de productos defectuosos se perfila como un desafío cada vez mayor para sus empresas. Según los datos que aporta la aseguradora, los incidentes asociados a este problema han causado gastos superiores a los 2.000 millones de dólares en los últimos 5 años, convirtiéndose así en una de las más importantes causas de pérdidas económicas. Estamos hablando de niveles récord, por volumen y coste, de retiradas, que se podrían achacar a factores como una normativa más estricta y sanciones más duras, una mayor concienciación del consumidor, el impacto de las tensiones económicas sobre investigación y desarrollo y la producción o un incorrecto uso de las redes sociales.

El informe, titulado “Retirada de producto: cómo gestionar el impacto del nuevo panorama de riesgos”, destaca que los sectores más afectados son el de la automoción, el de productos alimentarios y bebidas y el de productos relacionados con la informática y la electrónica, por este orden. Los productos o trabajos defectuosos suponen la causa principal de reclamaciones, seguida por la contaminación de los artículos. En el sector de la automoción, el más afectado, las retiradas equivalen a más del 70% del valor de todas las indemnizaciones analizadas, su mayor problema ha sido causado por la instalación de airbags defectuosos. ¿Qué se puede esperar de la mayor automatización de los vehículos? ¿Será mayor el riesgo de la circulación de vehículos autónomos? En el de la alimentación y bebidas, el segundo más afectado con el 16% de las indemnizaciones analizadas, los alérgenos no declarados, incluidos los casos de mal etiquetado y los patógenos constituyen uno de los mayores problemas. Los celíacos es el colectivo más organizado y concienciado con los alimentos. Como posible solución a ello, el informe advierte que son necesarios avances tecnológicos en los ensayos de producto, que faciliten a supervisores y fabricantes la trazabilidad de los productos contaminados, algo que podrá salvar vidas, pero también acabar con un número mayor de demandas. En España es muy poco frecuente la contratación de seguros que incluyan la retirada de productos, aunque el sector ofrece soluciones variadas.

El análisis también advierte de la creciente amenaza que traen consigo las nuevas tecnologías. Los hackers ya han causado la retirada de más de un producto tras aprovecharse de sus vulnerabilidades en ciberseguridad, coches y cámaras IP han sido sus principales víctimas. No estamos ante un riesgo menor, ya que existe la posibilidad de que, mediante el control de la maquinaria de fábricas con producción automatizada puedan lograr cambiar o contaminar un producto.

Otro caso es el de las redes sociales, aunque en un primer momento puedan parecer una vía rápida y efectiva para comunicarse con los clientes, mal gestionadas, pueden agravar el riesgo de retirada de producto. Un post o un tuit erróneo o equivocado, aun bienintencionado, puede causar un perjuicio en la reputación y afectar directamente al volumen de una retirada, lo que obliga a las empresas a reaccionar con mayor celeridad.

Las retiradas de productos por motivos éticos y de reputación, más que por cuestiones de seguridad también se reflejan en este informe: el uso de productos que atentan contra la sostenibilidad del planeta, casos de maltrato animal, malas condiciones laborales o alimentos veganos mal etiquetados ya han originado incidentes de retirada de multitud de artículos.

Una mayor complejidad de la ingeniería, unos menores tiempos de ensayo, la externalización de I+D y mayores presiones de costes son motivos que no hacen presagiar que esta tendencia vaya a variar, si no es para agravarse. Desde Allianz han señalado que, como prevención, las empresas deberán trazar una elaborada estrategia para este tipo de crisis, contar con la ayuda de consultores especializados y un buen seguro responsabilidad civil , diseñado por una Correduría de Seguros, que responda de su actuación, de la de su equipo humano o de sus productos y servicios.

Fuentes: allianz.com y elaboración propia.

 

Etiquetas: , , ,