RSS

Archivo de la categoría: transporte de mercancías

SISTEMAS INTELIGENTES DE TRANSPORTES (ITS)

SISTEMAS INTELIGENTES DE TRANSPORTES¿Sabías que los habitantes de Madrid pasan de media 42 horas al año atrapados en un atasco? La capital lidera el ranking de ciudades en la que los conductores pierden más tiempo en colapsos circulatorios, pero en el resto de España los datos no dejan de ser preocupantes, y claros ejemplos de ello son Barcelona donde se pierden 28 horas en embotellamientos y Valencia donde se alcanzan las 26 horas anuales. Por si ésto fuera poco, estas cifras tienden a incrementarse alarmantemente, debido a causas como el aumento de número de vehículos por habitante, el repunte de los movimientos de acceso y salida de las ciudades y la escasez de estacionamientos.

Todos conocemos que la masificación de la circulación en las grandes urbes constituye un grave problema para la salud pública y que la polución atmosférica es la responsable de un gran número de enfermedades respiratorias y cardíacas en nuestros país, obligando a muchos ayuntamientos a llevar a cabo protocolos de anticontaminación, reduciendo el tráfico y prohibiendo la circulación de los vehículos más contaminantes. Sin embargo, algo que solemos pasar por alto es que los atascos también representan un grave riesgo económico para las empresas, ya que el transporte de bienes y servicios se ve resentido. El gasto en transportes o mensajería se dispara, debido a que las mercancías pasan más tiempo en trayecto, incrementándose el consumo de combustible, y ralentizando los pedidos y las entregas.

Una posible solución para esta problemática sanitaria, medioambiental y económica viene de la mano de las nuevas tecnologías, más concretamente de la telemática, que mediante el “Internet de las cosas” nos propone la implantación de Sistemas Inteligentes de Transporte (ITS), un conjunto de aplicaciones informáticas y sistemas tecnológicos que tienen el objetivo de mejorar la seguridad y eficiencia en el transporte terrestre. Estos sistemas obtienen la información de los diferentes elementos de interés de las carreteras, que una vez procesada y analizada, se utiliza para mejorar tanto el tráfico como la comodidad en los desplazamientos. Los sistemas ITS utilizan tecnologías de información y control muy parecidas a las que todos empleamos al acceder a Internet o al usar teléfonos móviles. Los datos son adquiridos de diferentes dispositivos (estaciones meteorológicas, anemómetros, espiras, radares, detectores infrarrojos e incluso análisis de imágenes de TV), procesados para aportarles valor informativo y enviados a los terminales de los usuarios. El manejo e interpretación de los datos incide directamente en el resultado económico, de ahí que surjan nuevos riesgos de responsabilidad civil profesional.

Muchos de estos sistemas ITS en la actualidad ya son de uso generalizado. Un claro ejemplo es el Sistema de Posicionamiento Global, más conocido como GPS. Desarrollado originalmente por el Departamento de Defensa de los Estados Unidos, ha tenido numerosas aplicaciones desde que su uso civil fue permitido, consiguiendo revolucionar el sector de las empresas de transportes. Hablamos, por ejemplo, de los Sistemas ITS de control de flotas, que se han convertido en un recurso indispensable para la gestión y optimización del trabajo y los vehículos en cualquier empresa, ya que permiten conocer en tiempo real la información sobre situación, velocidad y tráfico, procesar dichos datos y elaborar estrategias más eficientes que den como resultado un ahorro en costes tanto laborales como en combustible y consumibles de los vehículos, así como una mayor seguridad para sus conductores.

Contar con sistemas ITS que proporcionen una información centralizada sobre todo tipo de variables, como en qué punto exacto se encuentra cada vehículo y en qué condiciones se encuentran las vías, ayuda a las empresas de transportes a conseguir un servicio más eficaz y seguro, pero nunca hay que perder de vista que los riesgos en la carretera son numerosos y a veces impredecibles, por lo cual resulta imprescindible estar cubierto por un Seguro de transportes que dé cobertura a los posibles daños materiales que puedan sufrir las mercancías. La mejor opción es siempre contar con el apoyo de una Correduría de Seguros que se encargue de ofrecer la póliza que responda a todos los riesgos, al mejor precio del mercado.

Fuentes: fomento.gob.es, wikipedia.org y elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , , , ,

TRANSPORTE DE MERCANCÍAS, LOGISTICA ¿ES IMPORTANTE EL SEGURO?

seguro transporteLa respuesta rotundamente es sí. Este seguro se originó en el transporte marítimo, que empezó a utilizar un seguro por los riesgos de robo, pérdidas, o cualquier incidente que estropeara la mercancía en la época de Hammurabi, el primer código de la historia. El comercio online ha dado un fuerte impulso al seguro de transportes pasando a formar parte de la cadena que une a las tiendas digitales con el comprador a distancia.

En la actualidad, existen tres tipos de seguro de transporte:el de casco por el que se protege el medio de transporte; el de responsabilidad civil; y el de las mercancías transportadas. El que nos ocupa en este artículo es el de mercancías transportadas, un seguro que da cobertura de daños que puedan sufrir las mismas desde su expedición en el origen hasta su entrega, incluyendo carga y descarga así como manipulación o posibles transbordos. Llegados a éste punto se nos plantea una duda razonable ¿ una mercancía transportada en Dron es un trasporte aéreo? La respuesta parece obvia, no lo es tanto, desde el momento que se desplaza por el aire. Lo desarrollaremos en próximo artículo.

Este seguro puede ser contratado por cualquiera de las partes del proceso, teniendo en cuenta siempre que no se duplique el seguro para no caer en concurrencia de seguros. Cuando ya está asegurada convenientemente la mercancía, se ha de saber que las diferentes partes intervinientes en el proceso (cargadores, transportistas, consignatario) son responsables y deben tener aseguradas las contingencias que puedan ocurrir y se le puedan adjudicar.

En cuanto al tipo de mercancía a asegurar, cualquiera es susceptible siempre que sea de comercio legal y exceptuando las restricciones del gobierno sobre productos que puedan ser peligrosos como los explosivos o el material de guerra. Asimismo la cobertura del seguro cubre envíos del tipo nacional, internacional y combinación de ambos. De la misma manera, se puede enviar a cualquier país siempre que las circunstancias del país lo permitan, ya sea por vía aérea, terrestre o marítima o combinando cualquiera de ellas.

En el caso de que un cliente realice un gran número de envíos el seguro se puede estandarizar y establecer pólizas globales que cubran todos los transportes.

En definitiva, al inicio del post hablábamos de si era necesario contratar un seguro de transporte de mercancías y concluimos con un sí rotundo y aconsejando una visita a vuestra correduría de seguros de confianza, donde seguro os informarán del seguro que más se adecua según el transporte, frecuencia y mercancía que se vaya a transportar.

 

Fuentes: Heraldo.es y elaboración propia

 

Etiquetas: ,

Seguro de Transporte de Mercancías

En España no existe ninguna Ley que obligue a tener aseguradas las mercancías transportadas, sin embargo, la responsabilidad del transportista frente a su cliente queda determinada en la Ley 15/2009 del Contrato de Transporte Terrestre de Mercancías y en el ámbito internacional, según lo dispuesto en el Convention Merchandise Routier (CMR).

Los seguros de mercancías dan cobertura a los posibles daños materiales que sufran las mismas durante su transporte, siempre y cuando vayan adecuadamente envasadas o embaladas. Según el medio de transporte en el que se vayan a transportar (terrestre, marítimo, aéreo, o una combinación de ellos), se aplicarán unas garantías u otras, no obstante las coberturas básicas comunes recomendables son: daños ocasionados a la mercancía transportada como consecuencia de incendio, rayo o explosión (excepto la combustión espontánea), accidentes del medio de transporte y los gastos de salvamento. Es posible contratar otro tipo de coberturas: daños materiales sufridos por malos tratos durante las operaciones de carga y/o descarga, robos y sustracciones.

Es aconsejable que todas aquellas empresas dedicadas al transporte de mercancías se anticipen a los posibles daños producidos, asesorándose a través de una correduría experta en seguros de empresa. José Silva Correduría de Seguros pone a su disposición un servicio de gerencia de riesgos y servicios integrales de gestión de siniestros. Su oferta de seguros y servicios se basa en un análisis basado en cuatro fases:

  1. Identificar los riesgos a los que se expone la empresa, así como las responsabilidades derivadas de su actividad.
  2. Evaluar los daños y pérdidas económicas que los riesgos identificados puedan ocasionar, estableciendo prioridades.
  3. Eliminar, reducir o controlar los riesgos identificados.
  4. Asegurar los posibles riesgos que puedan afectar o poner en peligro la cuenta de explotación del ejercicio o, incluso, la continuidad de la empresa.

Los tipos de pólizas son los siguientes:

  • Póliza a prima fija: se establece por una anualidad.
  • Póliza flotante: obliga al asegurado a comunicar cada uno de los viajes realizados, estableciéndose una tasa para cada uno en función de la mercancía asegurada.
  • Póliza flotante fija: se diferencia de la anterior por la obligación que implica al asegurado de comunicar el volumen anual previsto de mercancías transportadas. Adecuada para clientes con viajes muy frecuentes.
  • Póliza temporal: cubre un viaje eventual.

Amplíe información sobre el seguro de transporte de mercancías de José Silva Correduría de Seguros y póngase en manos de especialistas:

Tlf.: 915 353 009
josilva@josilva.com
www.josilva.com

 

 

Etiquetas: , ,