RSS

Archivo de la categoría: Uncategorized

ACCESIBILIDAD EN EL PUESTO DE TRABAJO

ACCESIBILIDAD EN EL PUESTO DE TRABAJOEl empleo es la principal vía de inclusión social que existe en nuestra sociedad, pero para muchas personas con diversidad funcional la incorporación a un puesto de trabajo se suele convertir en un reto lleno de obstáculos y barreras. Es obligación del empresario, y por tanto, correlativo derecho del trabajador, la adaptación de dicho puesto a las circunstancias personales del trabajador. Así lo determina como derecho básico el artículo 4.2.d) del Estatuto de los Trabajadores: “Derecho a su integridad física y a una adecuada política de seguridad e higiene en el trabajo” y el artículo 15.d) de la Ley 31/1995, de Prevención de Riesgos Laborales, donde se establece como principio de la acción preventiva, la adaptación del puesto de trabajo a la persona. Es necesario que el puesto de trabajo de una persona con discapacidad siga con gran rigor las normas de la ergonomía, que es la disciplina que se encarga del diseño de lugares de trabajo, herramientas y tareas, de modo que coincidan con las características fisiológicas, anatómicas, psicológicas y las capacidades de los trabajadores. Además de ello, también es necesario que las instalaciones cumplan las siguientes requisitos:

  • Debe existir una zona de aparcamiento cercana al puesto de trabajo, con lugares señalados y reservados para personas discapacitadas. Su uso está ligado a la posesión de una tarjeta y su regulación depende de cada ayuntamiento.
  • Al menos una de las entradas principales al edificio debe ser accesible, poseer rampa y estar señalizada indicando la posibilidad de ser utilizada por personas en silla de ruedas.
  • Se deben instalar rampas o plataformas elevadoras para librar alturas como escaleras. Éstas deben poseer siempre un pasamanos que no esté situado a mas de 90 cm de altura.
  • Las puertas deben tener al menos 80 cm de ancho, se debe requerir poca fuerza para abrirlas y deben poseer un tirador manejable. Hay que evitar las puertas giratorias
  • La iluminación debe ser adecuada y suficiente. Es conveniente evitar reflejos y deslumbramientos mediante el uso de filtros y cortinas. En el caso de las personas con discapacidad visual es necesario que cada persona pueda adecuar las necesidades de iluminación a sus necesidades personales.
  • Hay que asegurar que el trabajador alcance y maneje con facilidad todos los elementos de su puesto. Para ello es importante una distribución adecuada de los materiales, mobiliario y equipos.
  • Puntos como aseos, ascensores, suelos, pasillos y señalización deben ser revisados y, si fuera necesario, adaptados.

Con el propósito de facilitar a la persona discapacitada un acceso óptimo al entorno laboral y específicamente al puesto de trabajo, la transformación arquitectónica cobra una importancia muy relevante. La supresión de barreras arquitectónicas es la forma más obvia para facilitar la accesibilidad del trabajador a todas las áreas del lugar de trabajo, pero implica la realización de obras y reformas por parte de la empresa. Para incentivar dichas adaptaciones, se establecen diferentes ayudas públicas y subvenciones expuestas en el Real Decreto 1451/1983 por el que se regula el empleo selectivo y las medidas de fomento del empleo de trabajadores con discapacidad. Se trata de cuantías de unos 900 euros por contrato, y podrán ser solicitadas por el trabajador en caso de que la empresa no lo haga. Realizar reformas para mejorar la accesibilidad y satisfacción de todos sus empleados es una decisión acertada que todo empresario debería tomar, para evitar la responsabilidad civil patronal como consecuencia de las reclamaciones por daños personales causados por acción u omisión a los empleados en un accidente laboral. También contar con un Seguro Todo Riesgo Rehabilitación, producto especialmente diseñado para cubrir los riesgos derivados de ese tipo trabajos.

Fuentes: imserso.es, ergonomos.es y elaboración propia.

Anuncios
 

DAÑO REPUTACIONAL: EL MAYOR RIESGO PARA LAS EMPRESAS

Según las encuestas elaboradas por ICEA, los directivos consideran el daño reputacional- prestigio o estima en que son tenidos alguien o algo- como el más relevante a nivel empresarial . ¿En qué consiste este daño? Hoy en día estamos expuestos a todo lo que pasa gracias en Internet y en particular a las redes sociales. Hasta hace bien poco nos enterábamos por los medios de comunicación tradicionales, pero ahora con las redes sociales, todo es “minuto y resultado”. Enseguida la repercusión mediática es desbordante y perdemos su control.

¿Existe alguna manera de controlar eso? Lo único que podemos hacer es intentar prevenirlo, con trabajadores especialistas añadiendo a nuestra plantilla  un Community Manager, responsable de gestionar las Redes Sociales de la compañía, vigilar lo que se dice de ella y mantener su buena reputación. Hoy en día, puede ser mucho más crucial para la reputación de nuestro negocio tener un buen profesional al cargo de nuestras redes sociales y el posicionamiento en internet, antes que realizar campañas o estrategias de marketing offline (televisión, radio, prensa, etc.) con las que el público no suele interactuar.

Otros de los riesgos más importantes que tienen las empresas debido a esta exposición en Internet es el ciberriesgo, es decir, que se acceda o incluso se difundan sus archivos de forma ilegal, utilizándolos con fines lucrativos o para realizar chantajes o sobornos. Cada vez hay mayores brechas cibernéticas de acceso a internet y por lo tanto cada vez necesitamos proteger más nuestros archivos.

Los principales daños son de mayor a menor importancia: daños a la marca, reputación, desaceleración económica, incremento de la competitividad, cambios normativos y regulatorios, multas, falta de innovación y satisfacción de las necesidades de los clientes, falta de capacidad para atraer y detener el talento, interrupción del negocio, riesgo, incertidumbre política y responsabilidad frente a terceros.

Si queremos proteger a nuestra empresa de todos estos daños, lo mejor es contratar un seguro de ciberriesgo para empresas y autónomos que responda ante estos riesgos en el aspecto económico y asesoramiento legal.

Fuente: eleconomista.es y elaboración propia

 
 

INCENDIOS EN EMPRESAS, PREVENCIÓN

incendio en empresaDurante los meses de verano, los incendios en empresas se suelen incrementar más del 80%, por ello tanto en esta época como el resto del año es importante dotarse de las medidas de prevención y mantenimiento de las instalaciones para evitar siniestros. Aquí comentamos doce consejos para evitar incendios:

  1. Tener a punto los sistemas de refrigeración para evitar sobrecalentamientos de los equipos eléctricos.
  2. Controlar la temperatura ambiental, para que los equipos mecánicos no trabajen a una temperatura superior a la recomendada.
  3. Revisar el lugar de almacenaje de líquidos inflamables es necesario para evitar temperaturas elevadas.
  4. Disponer de compresores de frío permitirá que los equipos mecánicos obtengan mejor rendimiento, a pesar de las altas temperaturas.
  5. Los residuos de limpieza pueden desprender gases inflamables, no es conveniente dejarlos en lugares con altas temperaturas.
  6. La limpieza del exterior de cualquier recinto es fundamental, debe estar libre de hierbas secas o residuos que puedan arder fácilmente.
  7. Importantísimo cuidar la limpieza de colillas.
  8. La limpieza de la superficie de equipos eléctricos y mecánicos es esencial.
  9. La distancia mínima recomendada entre el cerramiento exterior de una nave o de una fábrica y el almacenamiento del material combustible debe ser de diez metros.
  10. Es muy necesario controlar el nivel de humedad de las materias orgánicas con las altas temperaturas.
  11. Los restos de metales siempre limpios que pueden concentrar luz y calor.
  12. La zona de seguridad entre plantas industriales y árboles, mínimo debe ser de 25 metros, si hay viento intenso de 50 metros.

La prevención para evitar incendios en empresas es fundamental y rentable, no obstante tener un seguro a todo riesgo y de daños para empresas que cubra bien estas garantías y nos ofrezca la protección adecuada es la mejor forma de proteger el patrimonio. Para ello, acudir a la correduría de seguros de confianza es la mejor opción.

 

Fuentes: grupoaseguranza.com, axa.es y elaboración propia

 
 

Los autónomos, los más desprotegidos

4042015_autonomosd.jpg

Esa es la sensación que tienen la mayoría de españoles, según una encuesta realizada por el Instituto Aviva, dónde el 88,6% de los encuestados considera que los autónomos están desprotegidos por el sistema público, sobre todo de cara a su jubilación.

Por ello, el Instituto Aviva, en colaboración con AFI, ha desarrollado cuatro Guías sobre Jubilación gratuitas, desarrolladas de manera específica para aquellos colectivos que tienen particularidades: autónomos, personas con discapacidad, millennials y mujeres. En ellas, se incluye toda la información necesaria acerca de cuestiones básicas sobre su jubilación y otros asuntos financieros importantes.

Pero además de la jubilación los trabajadores autónomos suelen estar más desprotegidos en comparación con los trabajadores por cuenta ajena y deben de hacer frente a bastantes dificultades en relación al tema de protección social: el paro para los autónomos, viudedad (que va en línea con la pensión, por lo que las viudas de autónomos lo pasan francamente mal) y la orfandad (ocurre igual que en la viudedad).

Con este panorama parece imprescindible protegerse con un seguro para autónomos, seguros como el de Baja Laboral, Accidentes o Jubilación que complementan las prestaciones públicas, ya que el subsidio que reciben por baja, jubilación o desempleo es, en muchas ocasiones, inferior al de un trabajador por cuenta ajena que gane aproximadamente lo mismo.

Para ello las aseguradoras ofrecen a los autónomos un amplio abanico de seguros adaptados a sus necesidades, un producto integral que engloba coberturas por Incapacidad laboral temporal, asistencia médica, accidentes, protección de pagos y otras coberturas útiles para su actividad y de cara a la jubilación.

La ventaja es que un seguro para autónomos engloba numerosas coberturas útiles para un autónomo mientras se complementan los ingresos de la Seguridad Social independientemente de la cotización base, pero es importante prestar atención para que no se solapen coberturas con los productos que contratemos. Para ello una correduría especializada nos asesorará sobre los productos adecuados para cada situación laboral y personal.

Fuente: inese.es y elaboración propia

 

¿El seguro cubre la inundación por lluvias?

foto.jpg

Las noticias de las últimas lluvias que en algunos casos, como en el de Málaga, registran más de 120 incidencias con pasos a nivel y garajes inundados, nos recuerdan quehay desastres que no se pueden evitar, y cómo el agua, que no se puede detener, va dejando numerosos destrozos a su paso. Calles, viviendas, y locales son los afectados, pero ¿qué ocurriría con nuestro negocio si por culpa de las lluvias se inundara y sufriéramos grandes pérdidas? ¿Se puede asegurar contra las inundaciones?

En este punto hay que tener especial cuidado al elegir una póliza de seguro para nuestra empresa porque alguna no incluye los daños causados por inundaciones, por eso habrá que leer detenidamente cuales son los daños por agua que cubren y en qué circunstancias. La inundación causa pérdida física directa a la propiedad,muebles , enseres, maquinaria, equipos. Posteriormente habrá que realizar trabajos de eliminación de escombros y limpieza de las instalaciones .

Pero debido a que la inundación puede producirse por diversos factores, el Consorcio de Compensación de Seguros podría hacerse cargo de los daños considerados extraordinarios y que, por tanto, no están cubiertos por las compañías aseguradoras.

Para ello deben cumplirse dos requisitos:

  • Debe existir una póliza en vigor que cubra los mismos bienes y, como mínimo, por la misma suma asegurada contra riesgos extraordinarios
  • La prima debe de estar al corriente de pago

Para saber si el consorcio lo cubriría hay que tener en cuenta de que la inundación se entiende como el anegamiento del terreno producido por lluvias o deshielo; por aguas procedentes de lagos con salida natural, de rías o ríos, o de cursos naturales de agua en superficie cuando se desborden de sus cauces normales. Asimismo se incluye el embate de mar en la costa, aunque no haya anegamiento. Sin embargo, no quedan comprendidos bajo este concepto de inundación la lluvia caída directamente sobre el riesgo asegurado, o la recogida por su cubierta o azotea, su red de desagüe o sus patios. En estos supuestos se podrá gestionar directamente con el Asegurador de la empresa, si previamente se contrató cobertura para tales riesgos.

Para encontrar un seguro para su empresa con la cobertura de daños por agua e inundaciones más completa lo mejor es ponerse en manos de profesionales del seguro especializados en seguros de empresa, son los que mejor conocen toda la oferta existente y además resolverán todas las dudas sobre daños por agua que pueda tener. Dejarse presionar por una entidad financiera con el objeto de conseguir una línea de financiación puede significar la ruina de su empresa, además de ser una práctica denunciada por la Dirección General de Seguros.

Fuente: diariosur.es y elaboración propia

 

Empleados felices, empresas prósperas

T25020130401largeNote9-1.jpg

La psicóloga, escritora y coach María Jesús Álava Reyes (considerada top 100 mujeres líderes en España en 2012 y con una amplia experiencia en recursos humanos) ha concluido tras una investigación realizada desde su centro de psicología en Madrid que la productividad de una empresa con trabajadores felices puede aumentar una media del 31% y su mejora en la salud puede alcanzar hasta un 21%, y que es la felicidad la que provoca el éxito y no al revés.

Esto se debe a que el impacto que en un equipo tiene una persona alegre, vital, feliz y motivadora es fantástico, ya que generalmente es gente que busca soluciones, creativa y resistente a la frustración, y ese impacto está estrechamente relacionado con la productividad. Pero no sólo con la productividad, también con la seguridad, la baja tasa de absentismo, la eficacia y la eficiencia. Según afirma: “Cuando en una empresa los empleados trabajan bajo presión, puede que la productividad suba a corto plazo, sin embargo, a medio y largo, es una medida contraproducente, ya que hace que haya fuga del talento y provoca un alto índice de absentismo”.

La felicidad es uno de los aspectos más sometidos a estudios, también en el ámbito laboral, y según otro estudio realizado por el I Opener Institute de Oxford los empleados felices permanecen el doble de tiempo en sus tareas, tienen un 65% más de energía y su vinculación a la empresa es mayor.

Las empresas empiezan a ser cada vez más conscientes de este hecho y algunas trabajan muy bien la motivación creando un buen ambiente, con horarios más flexibles, reforzando los comportamientos positivos e identificándolos correctamente, con líderes que buscan colaboradores y no a gente a quien les puedan mandar.

Aunque el optimismo no sea una varita mágica, ofrecer estabilidad, seguridad, flexibilidad, en definitiva, que un empleado se encuentre feliz en su empresa, tendrá las consecuencias positivas que se desprenden de los estudios anteriores y ayudará a crear organizaciones saludables y resilientes.

Fuente: rrhhdigital.com, lavanguardia.com y elaboración propia.

 

La sucesión de la empresa familiar: ¿cómo debe asegurarse?

sucesion-empresa-familiar.jpg

Las empresas familiares son compañías creadas y gestionadas por un emprendedor a base de esfuerzo y plena dedicación y que en un momento determinado su objetivo estratégico comprende la continuidad de la empresa a manos de la siguiente generación familiar. En ellas la toma de decisiones está dominada por los miembros de una familia capaces de ejercer una influencia suficiente para controlarla.

Entre los asuntos a resolver cuando el creador alcanza una edad determinada, se encuentra la de prever y regular la sucesión de la empresa familiar, factor fundamental para asegurar la continuidad de la misma. Para ello se confecciona un protocolo familiar, un documento que debe adecuarse a la singularidad de cada empresa, en el que se consensúa y acuerda como se gestionará el futuro y cómo se gestionará la sucesión de la empresa. Este proceso pivota sobre una o dos personas clave que los anglosajones denominan key man para evitar una guerra fratricida por su control ¿qué ocurre si uno o ambos sufren un percance que afecte a su salud o fallece?

De nuevo el sector asegurador presenta alternativas mediante programas abiertos o cerrados de coberturas dirigidas a proteger la salud o el coste de seleccionar directivos capaces de asumir el reto de pilotar la empresa y organizar el protocolo familiar. Esta es una tarea de expertos en el área jurídica y aseguradora como la Correduría de Seguros.

No existe un plan de sucesión estándar que se ajuste a las necesidades de todas las empresas familiares. Pero sí claves que permiten optimizarlos, según las características y potencialidades de cada empresa familiar. De esta forma, el protocolo deberá incluir los siguientes puntos básicos:

  1. Regulación de las relaciones económicas y profesionales de los socios y los miembros de la familia. Relaciones económicas y profesionales de los socios y miembros de la familia.
  2. Cómo se gestiona diariamente la empresa y cómo se asumen los roles.
  3. Definición de los órganos de gobierno de la empresa. Indispensable acompañar ésta decisión de la suscripción de un seguro para los directores y administradores.
  4. Designación del sucesor. Programa de complementos salariales con las ventajas fiscales de los seguros de vida colectivos, salud y pensiones.

El reto para las empresas familiares es sobrevivir más de una generación, y como el ideal es que esto se logre, las empresas deben planificar la sucesión. Contar con este documento, consensuado por todas las partes, puede ser la clave para un traspaso de poder tranquilo y exitoso.

No es tarea sencilla y requiere tiempo, si desea más información sobre su elaboración y aspectos legales puede encontrar apoyo legal en los servicios que ofrece una correduría de seguros especializada en éste ámbito.

Fuente: qualityconta.com y elaboración propia